RICO SÁNCHEZ ASOCIADOS

ABOGADOS EXPERTOS EN DERECHO BANCARIO, FINANCIERO Y CIVIL

DESLIZAR PARA MAS INFORMACIÓN

DESPACHO DE ABOGADOS

RICO SÁNCHEZ ASOCIADOS

ABOGADOS EXPERTOS EN DERECHO BANCARIO, FINANCIERO Y CIVIL

DESLIZAR PARA MAS INFORMACIÓN

Mármol

NUESTRA FILOSOFÍA

En Rico Sánchez Asociados trabajamos para darle la mejor solución a sus conflictos. Para ello ponemos nuestro máximo empeño en explorar todas las alternativas para encontrar el mejor camino para su total satisfacción. El despacho está formado por un equipo de profesionales especializados y altamente cualificados, con años de experiencia y con un único objetivo, la defensa de sus intereses. 

Somos abogados expertos que aspiramos a la excelencia en la prestación de nuestros servicios, y nos enorgullecemos del trato con nuestro cliente. Con un sólido sentido de la justicia, estamos altamente comprometidos con revertir las situaciones abusivas. Siendo indiferente si este abuso viene dado por parte de los bancos o de las personas.

Porque sabemos que surgen problemas, pero no cuándo, estamos a disposición de nuestros clientes las 24h del día.

A partir de hoy, tus problemas son nuestros problemas. Vamos a solucionarlos.

Mármol

TARJETAS REVOLVING

Las tarjetas revolving son un tipo de tarjetas de crédito que permiten aplazar el pago de las compras para, en lugar de pagar a mes vencido como en una tarjeta de crédito o al contado como en una tarjeta de débito, pagar las compras a plazos aplicando intereses.


Los intereses a aplicar en una tarjeta revolving pueden incluso superar el 23% TAE, lo que según multitud de sentencias judiciales implica usura.


El Tribunal Supremo ha dictado una sentencia con fecha 25 de noviembre de 2015, amparándose en la Ley del 23 de julio de 1908 (Represión de Usura), en la cual anuló una tarjeta revolving al considerar que el interés del 24,60%TAE era usura, al ser el doble del interés medio ordinario de las operaciones de consumo.


El 4 de marzo de 2020 el Tribunal Supremo ha vuelto a declarar usurarias las Tarjetas Revolving.


Ello supone que han de devolverse al consumidor la totalidad de los intereses pagados y que la entidad concedente de la Tarjeta Revolving será condenada en costas procesales.


Existen personas que llevan pagando años por un crédito al consumo en una tarjeta que sólo era de 1.000 euros y que ha pagado hasta 5 veces esa cantidad.
 

Mármol

RECLAMACIONES DE CANTIDAD

La reclamación de cantidad civil es cualquier acción ejercitada ante los tribunales con el objetivo de exigir el pago de una deuda. Esta deuda puede tener su origen en el incumplimiento de cualquier obligación de pago.

 

Su principal diferencia con la reclamación de responsabilidad extracontractual es que cuando hablamos de cantidades nos solemos referir a deudas líquidas, vencidas y exigibles.

 

la reclamación de cantidad civil es el único modo de garantizar el cobro de las deudas. Así, aunque en general resulta preferible resolver la cuestión por vía amistosa, si nuestro deudor se niega a pagarnos el Juez será el único que pueda obligarle a hacerlo.

 

El plazo general de prescripción de las deudas es de 5 años.

No obstante, hay diferentes periodos de prescripción en función de la naturaleza de la deuda. Algunas de las más frecuentes:

  • Deudas hipotecarias: prescriben a los 20 años.

  • Deudas por impago de suministros (telefonía, agua, electricidad, etc): prescriben a los 3 años.

  • Deudas por impago de alquiler: prescriben a los 5 años.

  • Deudas por impago de pensión de alimentos: prescriben a los 5 años.

  • Deudas con la Seguridad Social: prescriben a los 4 años.

  • Deudas con la Agencia Tributaria: prescriben a los 4 años.

  • Deudas de tarjetas de crédito: prescriben a los 5 años.

Mármol

SEPARACIÓN

La separación matrimonial constituye la decisión de los cónyuges de poner fin a la convivencia y a su vida matrimonial en general, iniciando así vidas totalmente independientes.

Supone una suspensión del matrimonio pero no la disolución del vínculo conyugal, es decir, los cónyuges separados no podrán contraer matrimonio con otras personas. Este vínculo matrimonial solo se rompe por completo a través del divorcio o por fallecimiento de una de las partes.

Existen dos tipos o formas de separación. Ambas conllevan consecuencias de tipo legal y patrimoniales, pero ninguna rompe el vínculo matrimonial.

Separación de hecho: La separación de hecho supone un posible paso, de ambos cónyuges o por parte de uno solo, del fin de la vida matrimonial antes de tener que acudir a un proceso judicial. 

Separación judicial: Precisa la presentación de una demanda de separación y una posterior sentencia judicial, por lo que el matrimonio quedará suspendido legalmente. 

El proceso para tramitar una separación judicial puede llevarse a cabo de dos modos diferentes.

De mutuo acuerdo: Se trata del procedimiento judicial mas sencillo y rápido. Hay que pactar mediante un convenio regulador los acuerdos concretos a los que haya llegado la pareja previamente a la separación en cuestiones como la guarda y custodia de los hijos si los hubiera, uso de la vivienda familiar, etc.

Contencioso: En caso de que no sea posible lograr un acuerdo entre las partes, corresponde al juez dictar sentencia acordando los términos principales (los comprendidos en el convenio regular en el mutuo acuerdo) como estime oportuno según su valoración. 

Mármol

DIVORCIO

Un divorcio es la disolución de un matrimonio tras una sentencia judicial a petición de al menos uno de los cónyuges. Se trata de la ruptura del vínculo conyugal para la que no es necesario que las dos partes estén de acuerdo, sino que basta con que una de las dos partes lo solicite.

Uno de los aspectos más importantes de un divorcio es el modo de llevarlo a cabo. Existen dos vías posibles:

El divorcio de mutuo acuerdo: Cuando ambos miembros de la pareja están de acuerdo en los términos del divorcio. Se trata de un proceso más rápido que el divorcio contencioso en el que los cónyuges redactan un convenio regulador para establecer los aspectos claves de la ruptura (como la guarda y custodia de los hijos, el reparto de bienes, la pensión compensatoria, etc.).


El divorcio contencioso: Cuando existe discordia entre las partes y no es posible llegar a un acuerdo extrajudicial. Se acude al juzgado para que determine los aspectos fundamentales del proceso de divorcio.

Mármol

NULIDAD

La nulidad matrimonial, en el ámbito civil, es una sentencia que declara que un matrimonio nunca ha sido válido y determina el estado civil de la persona.

Es decir, no se trata de anular el matrimonio, si no de que desde el primer momento no ha estado vigente por no haber cumplido con ciertos aspectos legales necesarios, cuando exista un defecto en la celebración del matrimonio.

En caso de que en la sentencia que declare la nulidad se especificara que el matrimonio se contrajo únicamente por la mala fe de una de las partes, el juez podrá dictar que la parte que sí obró de buena fe tenga el derecho de liquidar las disposiciones relativas a su participación en el régimen económico y disfrutar de las ganancias obtenidas sin que el otro pueda hacerlo. 

El propósito de esto es siempre el de evitar que el cónyuge que actuó de mala fe, a pesar de ello, pueda obtener rédito económico del matrimonio que contrajo. De hecho, en el supuesto de que existiese convivencia conyugal, la parte que obró de buena fe puede, incluso, tener derecho a percibir una indemnización

No se debe confundir la nulidad matrimonial con el divorcio, puesto que un divorcio produce la disolución del vínculo matrimonial por voluntad de uno o ambos cónyuges.